PASCUA — SEMANA V

Lunes v: Exaltación de la Santa Cruz


Evangelio de San Juan 3,13-17

• Una serpiente enredada en una asta. Es símbolo de Asclepio, dios griego de la medicina. Moisés usó ese amuleto contra la mordedura de serpientes en el desierto. Los judíos del siglo viii aC la adoraban. Es un símbolo con aura divina en varias religiones.

• Jesús usa este símbolo para anunciar su elevación en cruz. «Como Moisés levantó a la serpiente en el desierto, así tiene que ser levantado el Hijo del hombre».

• Sobre una asta con travesaño pende un hombre ejecutado de la forma más cruel en el Imperio romano del sigo I, solo aplicada a criminales subversivos.

• Ese cuerpo en cruz es símbolo de dos realidades contrarias: de los crímenes contra la humanidad y, por ventura y gracia, es símbolo de salvación: «Así ha de ser levantado el Hijo del Hombre, para que quien crea en él tenga vida eterna».

• El amuleto de la salud es una serpiente erguida en una vara. El amuleto de la salvación humana es un desecho de hombre erguido en una cruz.

• No son poderes humanos, obras portentosas, éxitos increíbles, recursos abundantes, inventos ingeniosos, organizaciones eficientes el amuleto que propicia el bien y aleja el mal de nuestra humanidad.

• Ese amuleto es uno entregado a la humanidad para que hagamos de él una piltrafa de hombre: «Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo Único, para que quien crea en él no muera».

• El amor del Padre, amor poderoso que creó el mundo, es un amor frágil, vulnerable, ultrajado, sometido a la muerte. En eso consiste su eficacia: «Dios no envió a su Hijo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él».

• Un himno de la primera generación de seguidores de Jesús en Palestina celebra este misterio: Cristo se vacía de su ser divino, adopta la forma de siervo, se somete a muerte en cruz, y esa degradación es el motivo de su exaltación y glorificación. (Fil 2,6-11)

• En esa acción humano-divina se concentra toda la degradación de la humanidad por el pecado y el mal, y por gracias del amor de Dios toda su exaltación y glorificación.

• De ahí que celebremos la Exaltación de la Santa Cruz, cruz de ignominia y cruz de gloria. En México es un festejo de los obreros de la construcción que se celebra con un almuerzo en su lugar de trabajo. 

 

• • • 

 

Reflexión – Julián Riquelme

Contexto - Palestina, año 30: Jesús llama a Dios “abba” = “Padre” (Fuente Q: Mt 6,7-13; Lc 11,2b-4). - Jerusalén, año 100: Dios, por Amor, ofrece la vida plena a todos en Jesús. El ser humano tiene que optar entre el sentido de la existencia y la frustración.

Sentido En la "Entrevista de Jesús con Nicodemo, miembro del Sanedrín", se pueden distinguir los siguientes puntos:

Esperanza (3,14-15). Jesús es signo de esperanza: “Ser levantado en alto” indica una señal visible, destinada a ser vista y mirada, ser la localización de una fuerza salvadora. Cristo “levantado en alto” es la presencia salvadora de Dios, el lugar de donde mana la Vida Divina en la Nueva Pascua. Lección: Dios quiere la libertad de todos; esta es gran noticia, que puede recibir todo ser humano.

Amor (3,17). Amor de Dios y responsabilidad humana: Dios toma la iniciativa insertando su presencia gratuita en la historia; por amor está Cristo, su Hijo, en el mundo. Dios Padre quiere que los seres humanos logren un crecimiento insospechado; a ellos les toca responder a la nobleza del amor divino. Moraleja: Nuestra vida debería ser un espejo, que, en todo momento, reflejara el Amor de Dios, al interior de nuestra sociedad.

Pascua Semana V - Martes (aquí)